Publicación

Creación de vías alternativas para los más pobres

Primeras enseñanzas acerca de la puesta en práctica del modelo de graduación
Descargar 4 páginas

Las personas que se encuentran en el peldaño más bajo de la escalera económica suelen ser excluidas, o suelen excluirse a sí mismas, de las microfinanzas. Normalmente, sus ingresos son demasiado bajos y poco confiables como para permitir el reembolso de préstamos o la inversión en algo más fuera del consumo de alimentos básicos.

En algunos países, las personas muy pobres están cubiertas por programas de redes de protección, que por lo general tienen planes de transferencias de efectivo, ayuda alimentaria o empleo garantizado. A partir de 2006, CGAP y la Fundación Ford han estado analizando la manera en que el “modelo de graduación” puede abrir caminos para salir de la pobreza extrema, adaptando la metodología desarrollada por la institución BRAC en Bangladesh.

El modelo de graduación tiene en mira a los “ultrapobres”, personas que carecen de activos y que adolecen de inseguridad alimentaria crónica. Generalmente las redes de protección ayudan a estas personas muy pobres a sobrevivir pero no les permiten reunir activos. En el programa de graduación se combina el apoyo para satisfacer las necesidades inmediatas con inversiones a largo plazo en capacitación, servicios financieros y el fomento empresarial, a fin de que en el plazo de dos años las personas ultrapobres cuenten con los recursos necesarios para ayudarse a salir de la extrema pobreza.

En esta reseña se analizan las primeras enseñanzas derivadas de la aplicación del modelo de graduación.

(Resumen del autor)

Sobre esta Publicación

By El-Zoghbi, M.; de Montesquiou, A.; Hashemi, S.
Published